Aplicando los principios


“Yo les he dicho estas cosas para que en mí hallen paz. en este mundo afrontarán aflicciones, pero ¡ anímense! Yo he venciodo al mundo”.
Juan 16:33 

Todo lo que Dios nos va dando en su Palabra es para que lo vayamos aplicando en todas las áreas de nuestra vida y para que llevemos una vida de excelencia.
En el Reino de Dios usted puede encontrar suficientes principios de sabiduría para aplicarlos con autoridad. Como resultado va a ver que puertas se abren, que caminos nuevos se iluminan y va a ir subiendo de nivel con Dios. De esta manera usted irá viendo el respaldo de Dios cuando lo hace de acuerdo o en línea con la Palabra.
 Quizá usted se pregunte ¿mientras espero que se manifiesten las cosas prometidas en la Palabra, qué debo hacer cuando aparecen contratiempos o retrasos de aquello que estoy esperando recibir?  Ahí es donde tiene la oportunidad de afirmar su fe en Dios y en la Palabra para transformar esa situación en victoria y no resignarse a una vida sin resultados.  Dios quiere que tenga resultados en todas las áreas de su vida.
Podemos encontrar en la Biblia personas que en sus vidas retrasaron algún proyecto divino, y tuvieron que estar fuertes en la fe y perseverar sabiendo que si Dios dijo que vendría ¡vendrá!  Vemos personas que al empezar a desarrollar los planes de Dios sufrieron contratiempos y aunque uno no los esté esperando, aparecen.  Pero Jesús dijo: “Confiad, yo he vencido al mundo.” Él ha vencido y nos ha provisto la victoria.  A veces son muchas las aflicciones que vive el justo, pero de todas ellas nos librará el Señor.
Algunas de esas personas permitieron que el retraso los destruyera y otros generaron grandes victorias. Los que permitieron que se les destruyera dicen: “Esto no funciona, no vienen los resultados.”  Pero si usted está firme y está creyendo en la Palabra de Dios,  aunque no vea todavía los resultados va a seguir haciendo todo a la manera de Dios, porque sabe que Dios no falla.  Usted va a producir victoria para su familia y va creando un futuro para ella. Aplique los principios y espere el tiempo correcto: ¡La cosecha va a venir a su vida!  Usted va a ver el futuro de bendición para la gloria de Dios.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Volviendo a su Perfecta Voluntad

Siguientes pasos para una vida cambiada

Generaciones de influencia e impacto